Qué es un blog, qué sentido puede dar a mi vida. Experiencia vital, una forma de expresión, de creación, puede ser un laboratorio emocional, un acto de narcisismo, una muestra de generosidad, simple curiosidad...Permitidme que lo descubra.

jueves, 29 de enero de 2015

OBRA PICTÓRICA DE MARÍA PILAR GÓMEZ DE MIGUEL






Podría expresar lo que me transmite su categoría humana, discernir sobre la sensibilidad de su alma, de su personalidad inquieta y sutil, o de su expresión delicada. Podría penetrar en su talante de cómo afronta la vida a pesar del dolor, y de cómo ella lo ha convertido en expresión de color.

De su larga carrera docente impartiendo clases a personas de todas las edades, donde ha demostrado su gran capacidad educativa e instructiva.

María Pilar Gómez de Miguel tiene todos los matices personales que utiliza en la paleta de colores de su obra, cuyo contenido refleja impresiones intimistas que extrae de la vida, de su lamento, de su forma de amar, de su visión sobre el ser humano, y del alma que pone en todos sus trazos.

En su pintura lo esencial se convierte en cotidiano, su visión del mundo traspasa la realidad para convertir un instante en un momento único.

El resultado es la percepción de su esencia, la dimensión de su espacio desde la perspectiva de sus maravillosos ojos, tan bellos como su espíritu. La naturaleza toma sus pinceles y estos dan la forma panorámica deseada, consiguiendo así extraer horizontes de gran belleza.

Ella vive su creación como vive su vida, rica en contenido y en sentido, porque es la vida lo que Pilar lleva a su obra, y es la obra quien habla de la artista.

Su creatividad pictórica se envuelve de poesía para crear y sus pinceles siguen el ritmo de la música, que es otra de sus pasiones.

Pilar tiene la virtud de inyectar sus cuadros de armonía, esa armonía de su ser, y esa condición positiva de su carácter que lo envuelve todo en su compañía.

Sus cualidades intelectuales, su voluntad y pasión, las pone en práctica en la pintura donde proyecta una capacidad especial para cumplir un bien a través de la expresión artística.

Desde muy joven lucho por adquirir ese hábito innato que únicamente es posible en manos de quien posee su virtuosismo natural y personal.

Sus lienzos son la máxima expresión de amor que un artista puede plasmar a través de un mensaje plástico, dúctil y figurativo. En conclusión diría: que sus cuadros son el reflejo de una gran persona, con una sensibilidad extraordinaria, apasionada por el arte, la música, la literatura, la cultura en general, y la vida.


Inmaculada Jiménez Gamero

29 de Enero de 2015

Des de la terra. 2000 46x55 cm Oli sobre tela

EL LIENZO DE TU NOMBRE

En el color de tus ojos de cielo
las nubes pasean sueños.

Los colores se alborotan
poniendo flores a tu paso
que de lejanos países vuelan.

La inspiración recorre tu nuca
y se desmaya en el lienzo de tu nombre.


28 de Enero de 2015

Inmaculada Jiménez Gamero
SafeCreative



Trobada. 2006 100x81. Oli sobre tela


...Un niño me preguntó, ¿qué es la hierba?
mientras me la mostraba a manos llenas:
¿cómo podría contestarle?...lo ignoro tanto 
                                                        como él.
Puede que sea el estandarte de mi talante,
tejido con el verde de mi esperanza.
O puede que sea el pañuelo de Dios,
un regalo perfumado, recuerdo que han 
dejado caer a propio intento...

                                          Hojas de hierba
                                          Walt Whitman


Jardins de la meva memòria 2000 75x121 cm Matèric



MI ALMA

La luz blanca no me deja mirar,

quiero ir por el sendero para encontrar mi alma,
intento oír las palabras del más allá
pero solo oigo el silencio,
el silencio que deja vacía mi alma.
Ah! no me dejéis rosas,
que solo dan la presencia de la muerte.
He olvidado mi pasado,
un pasado que desconozco ahora,
dime si he perdido mi alma,
dime el porque oigo el silencio?
que ahora tan tranquilo estoy,
que ahora me he quedado mudo,
que ahora me he quedado sordo,
¿Es que acaso estoy en el sendero de la luz
y sigo preguntándome donde estoy sin darme cuenta?

29-12-2008


Raúl Peréz Gómez
Fragàncies (Pirineu Francès) 2006 75x94 Materic.


Toda la colección es un canto a la vida, a la armonía, a la paz, al bienestar del espíritu; en los cuadros se percibe ese enlace espiritual de la pintora que se ha recreado en la increíble satisfacción de lo bien hecho, es el palpito de la tierra, del agua, del sol, las tres divinidades unidas.

Granada Sandoval



Laberint. Dona. Simbòlic. 1998 50x61 Oli sobre tela.
                 
La María Pilar Gómez de Miguel és una persona que ha volgut donar molt a la nostra ciutat perquè va sentir que l'art que porta dins era prou important per transmetre'l. Per això, a banda del seu treball con a pintora, sempre he valotat la seva tasca docent, formant a ja un bon grapat de personas, des d'edat ben joves, per desenvolupar la seva sensibilitat artística i el gust per la pintura. Ensenyar art és una tasca que té la dificultat que molts seus continguts no s'expliquen, s'ensenyen tècniques i conceptes pèro s'ha de comptar amb la personalitat de cada alumne i la capacitat per treure fora i aplicar aquestes sensibilitats.

Antonio Balmón 
L'alcalde de Cornellà de Llobregat

L'arbre de la vida. 1991 55x46. Matèric.

Su obra es muy extensa, en ella se puede encontrar de todo, angustias, penas, fantasías, agotamientos, rechazo, dolor..y hasta un cansancio infinito agobiada quizá por el desbordamiento de injusticias que están atormentando al planeta, por lo que ha decidido pintar un mundo diferente.

Granada Sandoval

Aurora-Naixement. Simbòlic. 1992 50x46 cm. Matèric.


LA MUSA Y EL GENIO

Hay una luna infinita
luciérnaga siempre inquieta
entre el genio y el pintor
y la musa del poeta.
Volcán de luces y estrellas
por mar de necesidades
que a veces trae alegrías
y otras soledades.
Están la musa y el genio
sobre una luna infinita
siempre allanando el camino
donde el poeta transita.
Ellos son cristal de un sueño
donde la belleza crece
y una estrella se empaña
otra estrella resplandece.
El pintor, pinta agonía
con estertor de colores
y a veces pinta fulgores
que reinventan de poesía.
El poeta, en su escritura
juega con inmensidades
mientras dibuja entre rimas
la vida con sus cantares.
¿Es éxtasis?, ¿Es desamparo?,
¿Es explosión infinita
cuando pintor y poeta
al mismo compás gravitan?
¡Volcán de color y estrellas
por mar de necesidades
que a veces traen alegrías
y otras soledades!

Granada Sandoval
Junio de 1996 

Aspiració-Joventut. Simbòlic. Sèrie Vita- Vitae. 2004 50x61 cm. Matèric.

La pintura de María Pilar Gómez de Miguel plasma la personalidad vitalista, su ilusión de vivir y de entender la vida, que lleva a participar en todo lo relacionado con el mundo de las artes, pero quedará atrapada de una forma especial por el mundo de la pintura. Sus obras reflejan el carácter y los sentimientos de esta pintora insaciable.
Los colores y las pinceladas no paran de experimentar nuevas formas de expresar la naturaleza. Colores alegres, vivos, fuertes, que entonan con el cromatismo que ofrece nuestro mundo. Flores de todos los colores, tamaños, olores...se difunden en su obra. La luz protagonista de sus cuadros nace gracias a las combinaciones de los colores con sus pinceladas largas, libres y bien definidas.
Lo más importante de las telas de Pilar es el sentido, la metáfora de vitalismo que plasma para llegar a aquellos que contemplan su obra.

Eva Casals Sicilia

(extraído de: Artistas de Mil·lenium. Anuario Europeo, Ediciones Ecuador 21 SL, Girona, 2002) 











Cuadros de los alumnos y alumnas de 
María Pilar Gómez de Miguel.



Eliot
La artista se encuentra en proceso de inspiración creativa tras el nacimiento de su primer nieto.

LA TARDE QUE CONOCÍ A LUIS LANDERO


Conferències col·loqui:   
Amb veu pròpia | Curs 2014-15.  
Escola d'escriptura Ateneu Barcelonès

Luis Landero  27 de noviembre de 2014
Presenta: Ricard Ruiz
Horario: de 19 a 21 h
Luis Landero (Alburquerque, España 1948)

Ciclo Amb veu pròpia  2014/2015 con el novelista Luís Landero. Traducido a varias lenguas, Landero es uno de los nombres esenciales de la narrativa española. Juegos de la edad tardía el 1989 (Premio de la Crítica y Premio Nacional de Narrativa 1990).
Caballeros de fortuna (1994), El mágico aprendiz (1998), El guitarrista (2002), Hoy, Júpiter(2007, XV Premio Arzobispo Juan de San Clemente) i Retrato de un hombre inmaduro(2010).
Posteriormente ha continuado publicando novelas y también artículos periodísticos, principalmente en El País, que ha reunido en diversas recopilaciones, como la titulada ¿Cómo le corto el pelo, caballero? (2004).



Cerré la puerta tras de mí y la lluvia me hizo pensar en el retraso que ella ocasiona en los horarios de las citas, no podía llegar tarde de ninguna de las maneras.  El tejadillo permitía que no me mojase mientras abría el paraguas plegable que nunca se acciona cuando más prisa tienes. Por fin conseguí abrirlo y subir los seis peldaños que me separaban del diluvio, y del coche. 
Siempre me ha gustado el sonido de la lluvia,  esas partículas liquidas reiterantes, cuyo sonido se modifica únicamente por el diámetro de las gotas. Dejé el coche en la estación y cogí los ferrocarriles que me dejarían a pocos metros de mi destino. Después, en el trayecto de tren me preguntaba. 
¿Qué se le puede preguntar a un escritor, que antes no le hayan preguntado? 
¿A quién se le ocurrió la muy legendaria y recurrente: qué libro se llevaría a una isla desierta?
Si me atrevía a preguntar, tenía que ser algo un poco original. 
No podía preguntarle sobre su último libro, “El balcón en invierno” porque no lo había leído, y preguntarle sobre otros no me parecía lo más conveniente.
Yo había leído “Juegos de la edad tardía” sobre los años 90 y numerosas columnas en el País, y aunque no era mucho recordaba perfectamente lo que el escritor me  transmitió en ese momento, y es la capacidad de sorpresa, la capacidad de sentir que en ese texto está el sentido exacto de las cosas.
En el recorte del País de unos días atrás, Landero decía que le hubiese gustado ser carpintero porque le gusta el olor de la madera. De forma automática, o como modo de buscar referencias que me aproximaran a él,  pensé que a mí también me gusta el olor de la madera, herencia de haber tenido un padre ebanista.
…¿Cómo fue el proceso de la novela? ¿Cómo surgen los personajes? ¿Qué quiere decir con esta novela? ¿Hay una transformación personal después de cada libro?...
Paro realmente, ¿tiene un escritor respuestas para todas las preguntas por sencillas o extrañas que parezcan?
Por fin llegue al Ateneu  Barcelonès, y a la hora indicada. Luis Landero comenzó una clase magistral “al calor de las palabras”, frase que repitió en varias ocasiones y que me pareció muy elocuente.
Dijo que escribir es descubrirse a uno mismo, hallar el mundo propio dentro de la literatura. Y para fortalecerlo  añadió la cita de Flaubert: “hay que encontrar los temas que conectan con nuestro temperamento”.
Dijo que la imaginación hay que entrenarla, que todos estamos condenados a ser originales por el simple hecho de ser diferentes. Regaló claves que mucho me han de servir;  apoderarse de las historias, recordar, sentir, enmarcar las cosas que alertan tu vida cotidiana como si fuesen cuadros, encontrar los meandros  del ser,  explicar los pasillos temidos de tu vida, observar mucho, concentrarse, y  cerrar puertas.
Habló sobre las “ciegas marcas” que todas nuestras acciones llevan, del tiempo recobrado a través de su “Balcón del invierno” y para esto último también citó a Proust,  apuntando incluso párrafos  de su novela “El tiempo perdido” como contraposición a su propio balcón.
Y todo ello desde la tremenda sencillez de un hombre que declara haber deseado ser un artesano de la madera,  y cuya pasión es la guitarra, pero que finalmente fue llamado para la literatura.  Quizás ello se deba a la necesidad de preservar el pasado, de prolongarlo, y no dejarlo caer en la destrucción.
Con aquella clase magistral llegué a mi casa, la lluvia ya había cesado, pero sus palabras repicaban dentro de mí con la misma naturalidad, y con el mismo calor que él me las otorgó.

29 de Noviembre de 2014
Inmaculada Jiménez Gamero