Qué es un blog, qué sentido puede dar a mi vida. Experiencia vital, una forma de expresión, de creación, puede ser un laboratorio emocional, un acto de narcisismo, una muestra de generosidad, simple curiosidad...Permitidme que lo descubra.

jueves, 26 de enero de 2012

VÍCTIMA DEL DOLOR

Des escamando la vida,              
de sus penas prisionera,            
mientras guisa a fuego lento   
la receta del olvido.                   
Tras los recuerdos frustrados
que brotan por las paredes,
ensombreciendo de verde
la pintura que fue rosa.
Hay un catre silencioso
donde amasó el verbo amar
de mentiras caducadas,
con quien a tragos de alcohol
y de  vena sobornada,
la golpea sin piedad.
Aún no ha llegado hoy
de un pasado imperdonable,
pero lo amo con pasión,
y le dio vientre de madre.
Mira la ventana sin flores
del horizonte marchito
calcinado por las canas.
Se transmutan las lentejas
en diabólicas pobrezas,
y la soledad la invita
a poner fin a la existencia.
Coge el frasco vacío
de la cordura rematada,
ya no existe porvenir,
ni lágrimas huérfanas, ni perro  flaco.
Él llegará violento y sin botella,
encontrará el  cadáver madrugado
hecho trizas por el frio
y un epitafio de duelo arrugado.
“Aquí yace quien te amo”,
antes de que tú me mates,
me envenené de dolor,
ya todo ha terminado.


Inmaculada Jiménez Gamero

martes, 17 de enero de 2012

SIEMPRE HAY GENTE

                       Siempre hay gente
                       Que camina entre otra gente sin serlo
                       Seres con traje de persona
                       Que visten vidas.
                       Fantasmas con cara pero sin pupilas
                       Robots sin corazón
                       Ni piel
                       Espíritus del viento
                       Con carcasas de papel
                       Muertos con sombrero
                       Sin edad ni compromiso
                       Que desaparecen sin más
                       En el vértigo del tren
                       Que pasa por la estación
                       De la existencia.

Inmaculada Jiménez Gamero